Administración Enlaces Contacto Sobre Tortuga

Pan o ideología: Podemos e IU apoyan la venta de barcos de guerra a Arabia Saudí

Domingo.5 de marzo de 2017 422 visitas - 1 comentario(s)
La Marea. #TITRE

Antonio Maestre

redaccion@lamarea.com

MADRID// Los partidos de izquierdas en Andalucía se han encontrado con la cruda realidad de gobernar y verse ante la dificultad de elegir entre prioridades y lo que ocurre cuando el discurso global se enfrenta a la realidad local. Tanto IU como Podemos han apoyado la propuesta del PSOE de acelerar y apoyar la venta de corbetas de guerra a Arabia Saudí. José María González “Kichi”, alcalde de Cádiz, se ha mostrado a favor de la venta del material de guerra a la dictadura saudí por parte del Estado español que será construido en las factorías de Navantia situadas en la Bahía de Cádiz y Ferrol.

La moción aprobada en la diputación de Cádiz el pasado día 17 de febrero a propuesta del Partido Socialista decía lo siguiente: “No cabe duda, que para Navantia, y por ende para la Bahía de Cádiz, la firma del contrato con la Armada de Arabia Saudí supondría el salvavidas que garantizaría la viabilidad de sus astilleros, de su industria auxiliar y despejaría el futuro a corto y medio plazo, ya que, además de generar una ocupación, permitiría una continuidad en el trabajo para la mayor parte de su plantilla”.

La moción aprobada con los votos a favor de PP, PSOE, PP, Partido Andalucista, IU y Por Cádiz Sí Se Puede (representado por José María González ‘Kichi’), contó con la abstención de Ganemos Jerez. El acuerdo no incluyó una petición de Por Cádiz Sí Se Puede que pedía una manifestación explícita en defensa de los Derechos Humanos y contra el terrorismo.

El alcalde de la localidad gaditana ha indicado que el Ayuntamiento de la ciudad apoyará “cualquier tipo de iniciativa que aumente la carga de trabajo en los astilleros de la Bahía de Cádiz de forma inminente”. José María González ha pedido al Gobierno que, para garantizar el respeto a los Derechos Humanos en Arabia Saudí, promueva contratos no sólo con el sector militar sino también con el civil y así asegurar “carga de trabajo sostenible para los astilleros de la Bahía de Cádiz”. Por su parte, el alcalde de Puerto Real, Antonio Romero, también de Podemos, indicó: “Lo importante es el empleo, venga de Arabia, Venezuela o Alemania”.

El presidente del comité de empresa de la planta de Navantia en San Fernando (Cádiz), Jesús Peralta (CC.OO.), había expresado en los días anteriores que el contrato para la construcción de estas cinco naves estará en unos días y que “si no lo hacemos nosotros lo hará cualquier otro país”. El sindicalista compareció en rueda de prensa y solicitó a los alcaldes de Cádiz y Puerto Real de Podemos que silencien las voces de su partido contrarias al contrato con Arabia Saudí: “Les hemos pedido que le digan a su jefe (en referencia a Pablo Iglesias) que por favor se calle por el contrato de Arabia, porque va a joder a más de 10.000 familias”.

Las contradicciones de Podemos

El pasado mes, la Secretaría de Relaciones Internacionales de la formación de Pablo Iglesias emitió un comunicado ante el viaje que la Casa Real iba a realizar a Arabia Saudí. La ejecución por parte de la dictadura árabe de 47 disidentes provocó la queja formal del partido de Pablo Iglesias. El texto resaltaba que no era razonable que “una institución como la monarquía, supuestamente neutral, realice una visita oficial a un país como Arabia Saudí, en el que las mujeres sufren una discriminación sistemática cotidiana (ni siquiera se les permite conducir), y los defensores y las defensoras de los derechos humanos sufren una represión continua”. Además, el comunicado de Podemos instó al gobierno a cesar en la venta de armas a países como el régimen saudí sobre los que pesan acusaciones de violar los derechos humanos.

La posición a favor, sin matices, que ha mostrado su alcalde en Cádiz, uno de los baluartes del partido en Andalucía, ha dejado en evidencia la incoherencia ante el discurso mantenido de forma general por la formación de Pablo Iglesias. Ningún miembro de Podemos a nivel nacional y regional ha atendido al requerimiento de La Marea para fijar posición al respecto de este tema.

IU se muestra dividida

El voto a favor de Antonio Alba (IU) en la Diputación de Cádiz para que Navantia venda material militar a Arabia Saudí y la postura que ha tomado Jorge Suárez (IU-En Marea), que también se ha mostrado a favor de los contratos a pesar de sus “problemas de conciencia”, contrasta con la posición muy beligerante que la formación liderada por Alberto Garzón ha tenido a todos los niveles contra la monarquía amiga de la Casa Real española.

El pasado mes de enero los europarlamentarios Marina Albiol y Javier Couso instaron a la UE a romper de inmediato las relaciones con Arabia Saudí porque la monarquía del país del Golfo Pérsico “está implicada y dirige el ataque militar a Yemen, en la represión militar de la oposición en Bahréin y los demás países del Golfo, así como en la difusión de la versión más extremista de la religión emparentada con el takfirismo que profesa la organización terrorista autodenominada como Estado Islámico”.

Inmaculada Nieto, diputada del Parlamento andaluz, en declaraciones a La Marea se ha mostrado contraria a la votación de su compañero en la diputación de Cádiz y ha asegurado que la carga de trabajo no justifica todo ya que hay “que poner la línea en algún sitio”, además ha asegurado que la moción presentada por el PSOE destila mucho “cinismo” porque “no hay que escudarse en que la gente necesita trabajo para justificar cualquier opción”.

En la misma línea crítica con la postura de su partido en la Diputación de Cádiz se ha mostrado el europarlamentario Javier Couso, que ha contestado a este medio en un correo electrónico: “Nuestra postura tiene que ser exigir al Gobierno un plan de viabilidad para estos astilleros, dar carga de trabajo, pero evidentemente no pueden estar por encima contratos que contribuyan a las matanzas sistemáticas en Yemen, la invasión de Bahrein o incluso con la situación actual en Siria”.

Pan o ideología

Algunas organizaciones no gubernamentales advierten de que las corbetas que Navantia construirá para Arabia Saudi podrían ser usadas, si el conflicto se enquista, para reforzar el bloqueo de los puertos de Yemen, lo que supondría un agravamiento considerable de la crisis humanitaria que vive el país. Amnistía Internacional se ha posicionado en contra de la realización de estos contratos por la sistémica violación de los Derechos Humanos y los ataques contra la población civil que se están cometiendo en su guerra contra Yemen. Las corbetas que Navantia construiría para la monarquía de Arabia Saudí son del tipo Avante 2200 Combatant. Una corbeta dotada con cuatro cañones, tres lanzadores de misiles y dos de torpedos.

El PSOE, bastante cómodo con los conflictos que la Realpolitik provoca en el día a día, presentó esa moción, poco útil para lograr el contrato, pero que fuerza una postura que violenta a IU y Podemos, las formaciones más vehementes contra el régimen dictatorial saudí. Y lo ha logrado. El choque entre la realidad local de los trabajadores de una ciudad como Cádiz y el trabajo que genera la industria armamentística en los astilleros españoles ha dejado a los dos partidos más a la izquierda del espectro ideológico en una ecuación irresoluble. Una situación similar a la que ocurre en los partidos de izquierda cuando se defiende la industria minera en las cuencas del norte y a la vez se quiere mostrar un espíritu ecologista.

Desde la oposición y fuera de las instituciones resulta más sencillo mostrarse inflexible frente a los tratos económicos con las dictaduras incómodas en una economía global. Defender a la clase obrera local supone lidiar con las contradicciones y a veces priorizar, aun siendo consciente de que cualquier elección traiciona parte de tu discurso. El paso de las musas al teatro ha impedido a Podemos e IU ser coherentes con su discurso sobre Derechos Humanos y optar por el pan frente a las convicciones.

NOTA: Desde La Marea se ha intentado recabar la posición tanto de Podemos a nivel nacional como en Andalucía, así como la del diputado de IU, Antonio Alba. No ha sido posible que atendieran a las peticiones de este diario para conseguir su versión de los hechos aquí narrados.

Fuente: http://www.lamarea.com/2016/02/23/p...

Nota: los comentarios podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación.