Administración Enlaces Contacto Sobre Tortuga

La industria del porno catalana impulsa la normalización lingüística

Viernes.31 de marzo de 2006 11836 visitas - 5 comentario(s)
Fogonazos #TITRE

Sacado de Fogonazos

“No  se trata de andar jodiendo con el catalán. Bueno sí. En fin... Olviden esta frase”Una
vez fijado el idioma en que aprenden los niños y en que se rotulan los
comercios, los miembros del GENB (Gran Ente Nacionalista Benefactor),
encajaremos la última pieza del puzzle: controlar el idioma en el que follan los ciudadanos.
Hasta ahora, con un cinismo intolerable, las gentes de Cataluña
triscaban alegremente en el idioma que les venía en gana, y eso, además
de indecente, no es sano para toda nación que se precie.

Gracias al I Salón del Sexo en Catalán reuniremos durante unos días a las más prestigiosas compañías de la
industria pornográfica con el firme propósito de alcanzar la
“normalización lingüística en la industria del sexo en Cataluña”.
Porque, como dice su portavoz, Bibian Norai, “un pueblo no está normalizado hasta que no puede disfrutar de su sexualidad en su propio idioma”.

Follar en castellano es cosa de gente bárbara y sin normalizar, resulta de lo más rústico y perjudica seriamente a la nación. El hecho diferencial, lo que distingue a un catalán amb els dallons ben posats, es que éste hace alegres alusiones al seu trabuc o al seu espàrrec
sin perder el orgullo por la lengua patria. De hecho, con motivo de la
celebración de este evento, y para dar ejemplo, hemos conseguido que la
industria pornográfica catalana sustituya la malsonante expresión “la
mazorca”, por la más autóctona “butifarra”.

El proceso será largo y todos tendremos que hacer sacrificios. De momento, lo de ligar con las extranjeras en “l’idioma internacional de l’amor
se ha terminado. Ni un tópico más. A partir de ahora, el que se lo
quiera montar con una sueca deberá deleitarla con algún verso de Espriu o memorizar largos pasajes de Tirant lo Blanc que recitar durante el coito.

Dado
que el perverso centralismo madrileño echó por tierra nuestro gran
sueño del hockey, y se opone firmemente a la participación de una Miss Catalunya Internacional,
lucharemos con un arma que no pueden controlar: los patriotas catalanes
saldrán al mundo a inseminar con nuestro idioma, copularán con
aragonesas, madrileñas y onubenses sin perder un ápice de su
catalanidad, ni de su hombría.

Me complace informarles, además,
de que una comisión del tripartito trabaja ya en el Senado para
introducir una nueva enmienda en el Estatut: el preámbulo recogerá la
firme voluntad del Parlament de extender la práctica el sexo en lengua
catalana. Sabiendo de antemano que los españolistas interpretarán que
solo queremos dar por culo.

Nota: los comentarios podrán ser eliminados según nuestros criterios de moderación.